El “Matador” Luis Hernández fue uno de los jugadores más emblemáticos en la década de los 90 y 2000, no solo por su capacidad como goleador del Necaxa, América y de la Selección Mexicana en el Mundial de Francia 1998, sino también por su peculiar look, mismo que reveló, le impidió llegar a las Chivas de Guadalajara.

El ex futbolista mexicano explicó en su cuenta de Tik Tok por qué no se dio su fichaje con el Rebaño Sagrado, ya que el presidente en turno le quería cortar el cabello y esa fue la razón por la que no quiso enrolarse con la camiseta rojiblanca, dejando en claro que no hubo nadie que le dijera de qué manera debía vestirse o conducirse fuera del terreno de juego.

 

"Antes del Mundial y antes de ir a Tigres, mi representante me dice que Chivas preguntó por mí y en aquel entonces le dije que sí, no hay problema. Pero tienen una condición. Dice el presidente que vas a Chivas pero que te cortes el pelo. Pues que Chin.... a su ma...... No, no”, confesó el famoso “Matador” en la red social.

Luis Hernández tuvo un paso importante por varias escuadras del futbol mexicano, pues también militó en los Tigres de la UANL, fue campeón con los Rayos del Necaxa y con las Águilas, pero también vio actividad en el extranjero con Boca Juniors de Argentina, donde jugó al lado de Diego Armando Maradona y Claudio Caniggia.

 

 

Su capacidad goleadora llamó la atención de las Chivas, que en la década de los 90 estaba rentado a la Promotora Deportiva Guadalajara que era presidida por Salvador Martínez Garza, y aunque Hernández uno dijo directamente el nombre del dirigente que le pidió que se cortara el cabello, seguramente se estaba refiriendo a dicho directivo mexicano, quien para el 2002 dejó el cargo cuando se finiquitó la venta a Jorge Vergara.