Oribe Peralta anunció el mismo día de su cumpleaños número 38 su retiro de las canchas de futbol profesional. El 'Cepillo' decidió dar un paso al costado en su carrera después de que no consiguiera una oferta atractiva para seguir en activo. De esa forma, Chivas de Guadalajara fue su último tren en un bagaje que lo llevó por siete equipos distintos.

+ Futbol de estufa de Chivas rumbo al Clausura 2022 de la Liga MX

Además del Rebaño, América, Monterrey, Jaguares, León, Monarcas y Santos Laguna fueron los colores que vistió Peralta a lo largo de sus casi 19 años de carrera. El delantero mexicano fue consultado por su equipo "favorito" de todos los que defendió y se olvidó de los rojiblancos, el último conjunto que confió en sus posibilidades cuando ya sus mejores años habían pasado.

"Santos fue el equipo que más me marcó, por los jugadores que había, por los compañeros que me tocaron, cumplí mi sueño y al final pude conseguir títulos con el equipo", declaró el 'cumpleañero' en una entrevista con WDeportes.

Sus palabras no cayeron bien en el seno de la afición de Chivas después de que el conjunto tapatío apostara por el en el ocaso de su carrera deportiva. Esta apuesta de riesgo para el Rebaño no salió según lo esperado: el nacido en Torreón apenas anotó dos goles con el Guadalajara a pesar de ser el jugador mejor pago en las últimas campañas.

No obstante, y zanjando cualquier debate que se generó por su llegada a Chivas después de defender los colores del América, el jugador afirmó que no se arrepiente de haber aceptado la propuesta que llegó desde el Estadio Akron. "Tienes que ser valiente en la vida", afirmó el artillero quien también dijo que lo de Chivas fue una gran experiencia para cerrar sus años en activo.