Por las Chivas de Guadalajarahan pasado grandes arqueros que fueron inmortalizados gracias a sus espectaculares lances y la serie de logros que obtuvieron defendiendo los tres postes rojiblancos, por lo cual hacemos un repaso de los guardametas que han entrado en la historia del equipo tapatío desde su época dorada, hasta la actualidad.

Desde los grandes arqueros de la década de los 50 y 60, hasta los que han defendido la portería en los años recientes, hay nombres que siguen vigentes, pese a que muchos chivahermanos no los vieron jugar, pues desde la salida de Rodolfo Cota no hay esa seguridad latente en una de la zonas más importantes dentro de la cancha.

Rodolfo Cota

El cancerbero de las Chivas llegó en el momento oportuno para consolidarse como el último en obtener grandes glorias con el equipo rojiblanco. Su llegada prácticamente coincidió con la de Matías Almeyda, por lo que pudo disfrutar de las mieles de los cinco trofeos que levantaron bajo el mando del argentino. Cota se ganó de inmediato el cariño de la afición y solo estuvo tres años en el club tapatío, pero esto le alcanzó para salir por la puerta grande y siempre tratando de mediar con la dirigencia de Pachuca para seguir en Chivas, lo cual no ocurrió.

 

Oswaldo Sánchez

Por varios años San Oswaldo llegó a tal nivel de idolatría que era hasta alquilado para 15 años cuando Jorge Vergara realizaba este tipo de eventos con jugadores rojiblancos. Su identificación con los tapatíos fue al 100% a pesar de su pasado atlista y americanista. Ganó el título del Apertura 2006 y fue a dos Mundiales gracias a su labor con Chivas, pero para muchos chivahermanos todo se derrumbó cuando se fue a Santos Laguna, ahí perdió al menos, a la mitad de sus fans.

 

Martín Zuñiga

El famoso “Pulpo” fue parte de las Superchivas en la década de los 90, se ganó su lugar después de alternar por varios juegos con Eduardo Fernández, pero al final Zuñiga se adueñó del arco rojiblanco. El "Pulpo" Zúñiga nació el 6 de agosto de 1970 en Tampico, Tamaulipas. Su debut como profesional se dio en los Tigres de la UANL en 1993 y en 1995 pasó a las Chivas de Guadalajara donde jugó en dos etapas, pues en 1999 emigró al Celaya y volvió los rojiblancos en el 2002, antes de marcharse al Puebla, que fue su último club en la Liga MX hasta el 2004. Fue campeón con Chivas en el Verano de 1997 y subcampeón un año después, también participó con el Tri a la Copa América de Bolivia en 1997.

 

Javier “Zully” Ledesma

El “Zully” debutó con las Chivas en la temporada 1979-1980 y se convirtió en un referente para la afición en esa década, donde fue parte de la enconada rivalidad con el América. Jugó en Chivas hasta 1985 donde se fue un año para regresar en 1986 y por ello se proclamó campeón en 1987 bajo las órdenes del técnico Alberto Guerra. Salió del Rebaño Sagrado en 1993, con la satisfacción de haberse consolidado como una de las cartas fuertes en más de una década con Chivas. Sus cualidades le valieron llegar a la Selección Mexicana y fue el primer arquero que se atrevió a jugar con los pies fuera del área, lo que en ese momento causó mucha sorpresa. Ha sido comentarista deportivo, técnico del equipo de Segunda División de Chivas y también un emblema de la institución hasta estos días.

Ignacio Calderón

El “Cuate” como es conocido este mítico ex arquero, fue la continuación a un proyecto que inició Jaime Gómez bajo los tres postes rojiblancos, pues el “Tubo” cuando lo vio le dijo que él sería su sucesor en Chivas y así ocurrió. Calderón llegó a las Chivas en 1962, pero tuvo que esperar su momento para ser titular indiscutible, lo cual se dio a partir de 1964. Logró ser parte de tres campeonatos de liga con los tapatíos y un total de ocho títulos hasta 1972 cuando estuvo en la institución. Fue parte del Tricolor en las Copas del Mundo de Inglaterra 1966 y México 1970, además de aparecer en películas y ser uno de los consentidos de los chivahermanos por su carisma.

Jaime el “Tubo” Gómez

El legendario portero de las Chivas fue clave en el campeonísimo. Jugó en las Chivas de 1950 a 1964 y logró consolidarse como un portero seguro por arriba y con grandes lances. Conquistó seis títulos de Liga con el Rebaño Sagrado y en total 13 trofeos, entre copas y Concacaf. Su figura desencadenó enorme rivalidad con Atlas y América.  También disputó las Copas del Mundo de Suecia 1958 y Chile 1962 con la Selección Mexicana.